Imprimir
Categoría: España

El coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, ha valorado hoy desde el Congreso que la ya ex presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, “ha dimitido tarde y mal”, al tiempo que ha denunciado que las circunstancias en que se ha producido esta salida -tras hacerse público un vídeo en el que un vigilante la registraba en el cuarto de un supermercado tras robar supuestamente dos tarros de cremas antiarrugas- “refleja también que hay una mafia, una red clientelar dentro del propio Partido Popular, que ha utilizado probablemente esos vídeos que existen desde hace más de seis años con unos objetivos políticos”.

Preguntado por los periodistas por este tema durante una comparecencia pública para valorar la intervención de Cristóbal Montoro para defender los Presupuestos Generales del Estado 2018, insistió en que “Cifuentes ha dimitido tarde y mal; tarde porque debería haberlo hecho hace semanas, cuando se supo que había utilizado las redes clientelares que tiene el PP en la Universidad Rey Juan Carlos para beneficiarse de forma privada y con un máster inexistente”.

“Y lo ha hecho mal -añadió- porque, a nuestro juicio, la corrupción en la universidad de la que se ha beneficiado Cifuentes es mucho más grave que los hechos del hurto de las dos cremas por los que al final ha acabado dimitiendo”.

Garzón indicó que “a nosotros esto desde luego nos preocupa, pero nos preocupa mucho más que aunque se va Cifuentes se queda la misma red clientelar que la ha estado beneficiando a ella o a otros dirigentes del PP. Algunos ya se han ido y otros se quedan”.

El coordinador federal apuntó que “desde Izquierda Unida insistimos en que Cifuentes era un problema pero no el único problema. Éste se llama Partido Popular, redes clientelares y corrupción en la Comunidad de Madrid. Eso se resuelve cambiando al Gobierno del PP, no sólo a su presidenta”.

Fuente:

Izquierda Unida

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, estás aceptándolos.