24 | 10 | 2019

pcchileEste 23 de octubre, en manifestaciones y protestas multitudinarias, centenares y centenares de miles de chilenas y chilenos en todo el país, y en el extranjero, han expresado su legítimo descontento y han rechazado la represión y las migajas que el gobierno de Piñera anunció hace algunas horas.

Se trata de manifestaciones inéditas en las últimas décadas, y tal vez, sin precedentes en el último ciclo histórico de Chile.

Millones, de forma pacifica, se movilizan desde hace varios días y todo indica que las protestas y el descontento no se detienen. Crecen.

Lautaro Carmona, secretario general del Partido Comunista, afirmó que las medidas anunciadas por Sebastián Piñera vienen a profundizar el neoliberalismo, lejos de abordar la crítica estructural a dicho modelo económico que han evidenciado las extendidas y masivas protestas en todo Chile.

En su diagnóstico, las propuestas del mandatario tampoco combaten las brechas de desigualdad que hay en Chile, pues el aumento del salario mínimo sigue estando muy por debajo de la línea de la pobreza y además lo plantea como una subvención del Estado.

El exministro de Desarrollo Social, Marcos Barraza, acusó al gobierno de violentar el Estado de Derecho y la institucionalidad democrática mediante el uso ilegítimo de la fuerza contra las grandes mayorías del país.

El dirigente del Partido Comunista denunció que el Estado de Emergencia fue fabricado desde el gobierno para imponer su agenda neoliberal por la vía de sembrar caos.

Tribuna Popular.- Decenas de chilenos residentes en Venezuela y representantes de organizaciones políticas y sociales venezolanas realizaron un «Plantón por Chile» en la sede del Consulado de la nación sudamericana en Caracas, en solidaridad y apoyo con las demandas populares frente a la represión militarista del gobierno de Sebastián Piñera y las políticas neoliberales implementadas desde la dictadura de Augusto Pinochet.

El Comité Amplio de Solidaridad «Salvador Allende» leyó una declaración que fue suscrita por los participantes y consignada la mañana de este miércoles 23 de octubre ante la oficina consular, en la que apoyan el llamado a huelga general por parte de las fuerzas democráticas de Chile.

Maiquetía, estado La Guaira. – El presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, abogó este miércoles porque en Chile se abra un diálogo transversal, político, social, “y el pueblo chileno pueda convocar el poder constituyente originario para rehacer nuestra hermana Chile, a la que amamos tanto, la Chile de Salvador Allende, de Víctor Jara, de Violeta Parra, de Pablo Neruda”.

El pronunciamiento lo hizo el Jefe de Estado en una reunión con Vicepresidentes Sectoriales, antes de viajar a Bakú, capital de Azerbaiyán, en donde traspasará la presidencia pro témpore del Movimiento de Países No Alineados (Mnoal) a la nación euroasiática.

Repudiamos terminantemente la declaración del presidente de la república, Sebastián Piñera, que señalo que nos encontramos en guerra, nunca señalo quien era la otra parte de su guerra, acuso al pueblo y los trabajadores movilizados de violentistas, los asalariados somos personas pacíficas, que por años hemos expresado a las autoridades nuestras peticiones, sin ser escuchados en nuestras demandas, hemos alcanzado acuerdos con las autoridades quienes no siempre han cumplido dichos acuerdos, por lo que estamos indignados por tanta tramitación, injusticia y abusos de los gobernantes y de los poderosos desde hace años.

Además pese a las masivas manifestaciones realizadas en favor de un nuevo sistema de pensiones, o a las exigencias de un nuevo sistema de relaciones laborales, por el respeto a los fallos judiciales, a los tratados Internacionales sobre Libertad Sindical, por mejores pensiones para nuestros adultos mayores, jubilados y pensionados, quienes mayoritariamente reciben pensiones insuficientes, pese a los reclamos de los trabajadores por los salarios de hambre, por los abusos diarios, las persecuciones cuando nos organizamos en sindicatos, por las restricciones al derecho de negociación colectiva, y el derecho de huelga que ha sido limitada con los mal llamados servicios mínimos, no hemos sido escuchados.

Las protestas del pueblo del Chile contra las políticas de explotación y expolio, promovidas por el gobierno de Piñera, que han llevado al empobrecimiento extremo de la clase obrera chilena, están siendo respondidas por ese gobierno criminal, de nuevo, con el ejército en la calle disparando contra el pueblo chileno.

Las informaciones gráficas testimonian ejecuciones sumarísimas en las calles por parte de los sicarios del capital, vestidos de uniforme. Nuevamente la burguesía chilena recurre al ejército para reprimir con la mayor violencia la legítima lucha del pueblo chileno contra las políticas del gobierno. Un gobierno criminal que asesina al pueblo para defender las ganancias del capital financiero y los monopolios chilenos, en connivencia con el capital imperialista internacional.

Con la finalidad de denunciar la violación de los derechos humanos que las fuerzas de seguridad en Chile están realizando contra las personas que están protestando por las medidas neoliberales del gobierno de esa nación.

Al respecto, Rodríguez escribió en su cuenta Twitter @DrodriguezVen lo siguiente: «Es lamentable q violación descarada y masiva de los DDHH en la dictadura pinochetista de @sebastianpinera cuente con la complicidad del Cartel de Lima y los poderes imperiales.Clara evidencia del uso inmoral y de doble estándar que hacen de los DDHH!Cese a la represión en Chile!».

La Federación Sindical Mundial, que representa a 97 millones de trabajadores afiliados de los cinco continentes, expresa su solidaridad internacionalista con los y las trabajadores y con el Pueblo de Chile, que se movilizan desde hace días con el ocasión del aumento decretado a las tarifas de los medios de transporte.

Condenamos rotundamente la violencia y la represión por parte del gobierno de Sebastián Piñera, que ha llevado a la muerte de decenas y a la detención de miles de manifestantes; las autoridades han también impuesto un toque de queda y estado de emergencia, con la policía y el ejercito en las calles.

Chile despertó miles millones de chilenos y chilenas se han movilizado manifestando su indignación y rechazo a las estructuras del modelo neoliberal vigente. Sebastián Piñera al declarar el estado de emergencia ha profundizado una crisis social y de gobernabilidad sin precedentes en la historia de Chile.

Ante la actual situación que padece el pueblo de Chile, las organizaciones de las y los trabajadores y movimientos sociales, agrupadas en la Unidad Social convocamos para enfrentar la grave crisis por la que el país atraviesa, avanzando a una huelga general y nacional para los días miércoles 23 de octubre y jueves 24 de octubre.
Esta huelga tendrá como actividad central en Santiago una marcha que partirá desde Plaza Italia y en regiones cada Unidad Social local definirá sus sitios de inicio. El día jueves 24 la actividad se centrará en manifestaciones y caceroleos a nivel territorial, por todos los rincones de nuestro país.

El Frente Militante de Todos los Trabajadores, miembro de la FSM, expresa su solidaridad con la lucha del Pueblo Chileno.

Denunciamos el autorismo y la represión del gobierno Piñera contra las justas demandas de los trabajadores.

Los trabajadores, los campesinos, los jóvenes, el pueblo de Chile están luchando contra el creciente costo de la vida, a causa de los aumentos en los precios de los boletos en los Medios de Transporte. Las movilizaciones expresan la indignación popular general y la ira contra las politicas antilaborales que apuntan al ¨desarrollo¨ y la rentabilidad de los grupos empresariales. Políticas que condenan los pueblos a la pobreza  y la miseria privatizando los servicios básicos y ampliando el costo para las familias de los trabajadores.

Real time web analytics, Heat map tracking

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, estás aceptándolos.