La Declaración Final del Congreso Internacional de Comunicación “¡Ahora hablan los Pueblos!”, leída este miércoles por la delegada colombo-venezolana María Fernanda Barreto, condena el golpe de Estado en Bolivia perpetrado bajo la dirección de la Casa Blanca y con la anuencia criminal de la Organización de Estados Americanos (OEA), y denuncia el bloqueo económico y financiero contra Cuba y Venezuela.

“El bloqueo es una política de Estado genocida del imperialismo, orientada a someter a los pueblos”, indica el documento conclusivo del Congreso, realizado en Caracas del 2 al 4 de diciembre.

Asimismo, la Declaración saluda la victoria del Frente Sandinista de Liberación Nacional en Nicaragua, ante el intento de golpe de Estado impulsado por el imperio norteamericano y refrenda la justa demanda del pueblo de Chile que se levanta contra el neoliberalismo, a pesar de la violación masiva de derechos humanos, el velo comunicacional y el silencio criminal de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

De igual forma, cuestiona el uso de terrorismo de Estado en Colombia y Ecuador, que cercena las libertades de los comunicadores, al intimidar, agredir y, en algunos casos, asesinar a quienes cumplen con el deber de ejercer el periodismo con sentido ético; apoya el paro nacional que se desarrolla en Colombia como parte de las justas luchas del pueblo; expresa la admiración a la valentía y resistencia del pueblo de Siria y condena el silencio informativo al que es sometido el heroico pueblo haitiano.

La Declaración además denuncia la apropiación indebida de información personal con el uso de la Big Data en función de campañas de comunicación que pretenden modificar el comportamiento y la subjetividad de los pueblos; aboga por el respeto de la privacidad de las usuarias y los usuarios de las plataformas en línea y alerta sobre el uso de las redes sociales para perseguir a quienes disienten de la política neoliberal.

El Congreso también aprobó un plan de lucha, que contempla celebrar cada año el Congreso Internacional de Comunicación, con sede rotativa a petición de cada país y realizar la siguiente reunión en Nicaragua durante el mes de febrero de 2020; y crear una multiplataforma internacional para el intercambio y creación de contenido y la Universidad Internacional de la Comunicación, concebida como una comunidad de saberes a través de una plataforma de formación, investigación, producción de conocimiento y contenido para aportar al proceso de liberación de los pueblos, a la búsqueda de la igualdad, el buen vivir y la justicia social.

Otra conclusión consiste en coordinar en las capitales del mundo una jornada para el próximo 9 de diciembre, día de la conmemoración de la Batalla de Ayacucho, a fin de condenar las políticas injerencistas del imperialismo estadounidense en Nuestra América.

Solidaridad con Julian Assange

El Congreso Internacional aprobó de igual forma una Resolución Especial en solidaridad con el periodista, comunicador y luchador social, Julian Assange, creador del portal de información confidencial Wikileaks, detenido ilegalmente en el Reino Unido por publicar evidencias de diversos ataques del imperialismo.

En este sentido, exige su inmediata liberación, al estar detenido en condiciones inhumanas por parte de las autoridades inglesas, privado de su legítimo derecho a la asistencia médica, luego que el presidente de Ecuador Lenín Moreno revocara el asilo que le fuera otorgado por su antecesor Rafael Correa.

Congreso Internacional de Comunicación condena golpe de Estado en Bolivia y bloqueo genocida contra Venezuela

Fuente:

Ministerio del Poder Popular para Relaciones Exteriores de la República Bolivariana de Venezuela

Real time web analytics, Heat map tracking
Statistics

Today: 19099

Yesterday: 31187

Since 01/06/2005: 68780148

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, estás aceptándolos.